El nuevo orbitador de la NASA en Marte debuta como repetidor

El nuevo nodo de comunicaciones en Marte de la NASA --un enlace con robots de superficie a bordo del orbitador MAVEN-- ha manejado 550 megabits en su primera transmisión real de datos.

El equipo, denominado Electra UHF, recibió la transmisión del rover Curiosity el 6 de noviembre, con una velocidad de datos de adaptada miebreas el orbitador pasaba a través del cielo sobre el rover. Los datos que MAVEN transmitió a la Red de Espacio Profundo de la NASA, integrada por tres grandes antenas parabólicas en la Tierra, incluyen varias imágenes del terreno que Curiosity ha estado examinando en la base de Monte Sharp. La prueba también incluyó la retransmisión de datos de Curiosity a la Tierra a través de MAVEN.
MAVEN entró en órbita alrededor de Marte el 21 de septiembre. El orbitador está terminando una fase de puesta en marcha - incluyendo la calibración de sus instrumentos científicos y puesta a punto de su órbita - antes de emprender su misión científica. MAVEN investigará la atmósfera superior de Marte para indagar en los procesos que llevaron a la pérdida de gran parte de la atmósfera marciana original, informa el Jet Propulsion Laboratory (JPL)..
Dos orbitadores de la NASA de más edad, Mars Odyssey y Mars Reconnaissance Orbiter, ya proveen de retransmisión de datos a los dos vehículos de exploración que la NASA mantiene activos en Marte. Usar la retransmisión a través de los orbitadores, en comparación con la capacidad de los rovers para transmitir directamente a la Tierra, aumenta en gran medida el retorno de datos científicos desde la superficie marciana.
MAVEN estará disponible durante su misión científica principal para proporcionar servicios de retransmisión si surgen problemas con los otros orbitadores, y puede proporcionar rutinariamente apoyo de retransmisión durante una misión extendida anticipada.
El diseño de Electra es similar a las radios UHF a bordo de Curiosity y Mars Reconnaissance Orbiter. Incluye funciones mejoradas como la posibilidad de ajustar automáticamente la velocidad de datos de acuerdo con la intensidad de la señal, que cambia con la distancia del rover durante el sobrevuelo de la nave. La órbita de Maven es más alargada que las órbitas de las otras naves. Durante la prueba del 6 de noviembre, la distancia a MAVEN de Curiosity varió de 1.110 a 3.700 kilómetros, más lejos de lo que es típico en las sesiones de comunicación entre el rover Curiosity y los otros orbitadores.



Fuente

Comentarios