Descubren una galaxia enana con un agujero negro gigante

Un equipo de astrónomos dirigido por la Universidad de Utah (EE.UU.) ha descubierto que una galaxia enana ultra compacta que se sitúa a 54 millones de años luz de la Tierra alberga en su centro un agujero negro supermasivo, como 21 millones de soles. Esta galaxia, denominada M60-UCD1, se ha convertido en la más pequeña conocida que contiene uno de estos gigantescos objetos, con una capacidad de atracción tan grande que ni siquiera la luz puede escapar de ellos. El hallazgo, descrito en la revista Nature, sugiere que los agujeros negros colosales pueden ser más comunes de lo que se creía hasta ahora

Los expertos utilizaron el telescopio óptico/infrarrojo de 8,1 metros de Gemini ubicado en el volcán Mauna Kea, en Hawái y tomaron fotos con el telescopio espacial Hubble para realizar sus observaciones. «Es el objeto más pequeño y ligero que sabemos que contiene un agujero negro supermasivo", apunta Anil Seth, profesor asistente de Física y Astronomía en la Universidad de Utah y autor principal del estudio.

Los agujeros negros son estrellas colapsadas con una gravedad tan fuerte que incluso la luz es atraída hacia ellos, aunque el material que los rodea a veces puede arrojar chorros de rayos X y otras formas de radiación. Se cree que los agujeros negros supermasivos, aquellos con la masa de al menos un millón de estrellas como nuestro Sol, se sitúan en los centros de muchas galaxias.

El nuestro, el que se encuentra en el corazón de nuestra galaxia, la Vía Láctea, tiene la masa de cuatro millones de soles, pero con todo lo pesado que es, tiene menos del 0,01% de la masa total de la galaxia, que se estima en unos 50.000 millones de masas solares.

En comparación, el agujero negro supermasivo en el centro de M60-UCD1 es cinco veces más grande que la Vía Láctea, con una masa de 21 millones de soles, un impresionante 15% de la masa total de la pequeña galaxia de 140 millones de soles. «Es bastante sorprendente, dado que la Vía Láctea es 500 veces más grande y más de mil veces más pesada que la galaxia enana M60-UCD1», destaca Seth.

Choque con otra galaxia
Pero, ¿cómo llegó esta galaxia tan pequeña a contener algo tran grande? «Creemos que una vez fue una gran galaxia con tal vez 10.000 millones de estrellas en ella, pero entonces pasó muy cerca del centro de una galaxia aún más grande, M60, y en ese proceso todas las estrellas y la materia oscura en la parte exterior de la galaxia quedaron desgarradas y se convirtieron en parte de M60», argumenta el investigador. Eso pudo ocurrir hace 10.000 millones de años.

Seth no augura un buen futuro para M60-UCD1. Cree que puede estar condenada, aunque no puede decir cuándo, porque la órbita de la galaxia enana alrededor de M60 no se conoce. M60 es una de las galaxias más grandes en lo que los astrónomos se refieren como «el universo local» y, de hecho, está tirando de otra galaxia, llamada NGC4647, que unas 25 veces menos masiva.

«Con el tiempo, esto podría fusionarse con el centro de M60, que tiene un monstruoso agujero negro en ella, con 4.500 millones de masas solares, más de mil veces más grande que el agujero negro supermasivo de nuestra galaxia. Cuando eso suceda, el agujero negro que encontramos en M60-UCD1 se fusionará con este monstruoso agujero negro», vaticina.



Fuente


Web http://grupogabie.blogspot.com/


Pertenecientes a las redes de investigación

R.a.d.i.o.: Red Argentina de Investigación Ovni
R.a.a.o.: Red Argentina Alerta Ovni
Seti Home

Comentarios